TRAUMATOLOGIA Y ORTOPEDIA.

Nuestro profesional medico es un experto en ortopedia que se especializa en diagnosticar y tratar problemas con el sistema musculoesquelético. Esto incluye huesos, articulaciones, ligamentos, músculos y tendones.

Con más de 30 años de experiencia, Nuestro traumatólogo y ortopedista es egresado como médico general de la Universidad de Colombia sede Bogotá, con postgrado de la UNAM México en traumatología y ortopedia con fellow en rodilla y artroscopia de articulación. Si tiene problemas con su sistema musculoesquelético, el puede ayudarlo a volver a su vida normal con las mejores opciones de tratamiento disponibles.

Historia

La historia de la ortopedia es larga y se remonta a tiempos prehistóricos. El primer uso documentado de férulas y aparatos ortopédicos fue en el antiguo Egipto.
En el siglo X, un médico árabe llamado al-Zahrawi escribió una enciclopedia médica que incluía una sección sobre ortopedia. Se le atribuye el desarrollo de técnicas quirúrgicas para el tratamiento de fracturas óseas.
En el siglo XV, Ambroise Paré, un cirujano militar francés, comenzó a usar tornillos de metal para unir los huesos después de la cirugía. Este fue un gran avance en el tratamiento de las fracturas.
En la década de 1800, se desarrollaron varios procedimientos ortopédicos, incluido el uso de yesos para inmovilizar las fracturas.
En la década de 1900, se introdujeron nuevas tecnologías, incluidas las radiografías y las resonancias magnéticas, que permitieron un mejor diagnóstico de las afecciones ortopédicas.

Procedimiento

Un examen ortopédico de rutina es un examen físico completo que se usa para evaluar la salud de los huesos, las articulaciones y los músculos. El examen puede incluir una revisión del historial médico del paciente, un examen físico del cuerpo y pruebas de diagnóstico.

Dolor

Un examen ortopédico no es doloroso. A algunas personas les puede resultar incómodo que les examinen y manipulen sus huesos y músculos, pero no hay dolor involucrado. Si tiene alguna inquietud o pregunta, asegúrese de hablar con su médico.